• Bruce Jeffrey Pardo

    • Clasificación: Asesino en masa
    • Características: Problemas de divorcio
    • Númeero de víctimas: 9
    • Fecha del crimen: 24 de diciembre de 2008
    • Lugar: Los Ángeles, Estados Unidos (California)
    • Estado: Se suicidó disparándose el mismo día de los asesinatos
    +
  • El exorcismo del Albaicín

    • Clasificación: Homicidio
    • Características: Crimen esotérico - Cuatro personas sometieron a una mujer a un ritual porque creían que tenía el demonio dentro del cuerpo
    • Númeero de víctimas: 1
    • Fecha del crimen: 1 de febrero de 1990
    • Lugar: Granada, España
    • Estado: La Audiencia Provincial de Granada solicitó un total de 5 años de prisión para Mariano Vallejo, Enriqueta e Isabel Guardia y Josefa Fajardo por un delito de lesiones con resultado de muerte y otro de imprudencia temeraria, en 1992
    +
  • La desaparición de Malén Ortiz

    • Clasificación: Desaparición
    • Características: Durante los primeros días de la investigación, la Guardia Civil estaba convencida de que la joven había desaparecido por su propia voluntad. Veinte días después, la grabación de una cámara de seguridad impulsó la hipótesis de la desaparición forzosa
    • Númeero de víctimas: 1
    • Fecha del crimen: 2 de diciembre de 2013
    • Lugar: Mallorca, España
    • Estado: La joven continúa en paradero desconocido
    +

Charles Manson (X)

 

Charles Manson

Sin imaginar lo que se avecinaba, Sharon Tate, Jay Sebring, Wojciech Frykowski y Abigail Folger fueron juntos a cenar a “El Coyote”, un restaurante mexicano. A las 22:30 horas, regresaron a la residencia de Polanski en el 10050 de Cielo Drive. Una vez allí, Abigail se puso a leer en su habitación, Frykowski se recostó en un sillón, y Sharon Tate se fue a su recámara a conversar un rato con Jay Sebring. Esa noche, hubo varios invitados que no acudieron a la casa, como el actor Bruce Lee, quien había trabajado con ella en las coreografías de Wrecking crew y que, según se dice, esa noche no pudo asistir.

 

Charles Manson

A las 23:45 horas, Steven Parent, un joven de 18 años de edad, llegó a visitar al cuidador de la casa, William Garretson. Se habían conocido cuando Parent lo recogió haciendo autostop y desde entonces se frecuentaban. Esa noche, Parent tenía la esperanza de venderle a Garretson un radio reloj Sony Digimatic con AM y FM. Le mostró el radio reloj a Garretson, pero al vigilante no le interesaba comprarlo. Le invitó a Parent una cerveza y conversaron un poco. Luego Parent le hizo una llamada telefónica a Jerrold Friedman, un amigo que tenía instrumentos musicales, para ir a verlo y ofrecerle el radio reloj. Tras colgar, se terminó la cerveza, se despidió de Garretson y salió de la casa de huéspedes.

 

Charles Manson

Alrededor de las 00:05 horas del sábado 9 de agosto, el Ford blanco y amarillo bajaba despacio por Cielo Drive. Se estacionó frente al número 10050. “Tex” Watson había estado allí antes, cuando Melcher vivía en aquel sitio. Mientras Linda Kasabian, Patricia Krenwinkel y Susan Atkins vigilaban, él trepó por un poste de teléfonos y cortó los cables que conectaban la casa con el mundo exterior. Pensando en que la puerta podría estar electrificada o tener una alarma, se subió a un muro de contención con maleza y se dejó caer en el jardín. Susan Atkins diría tiempo después: “Cuando llegamos a la casa de Sharon Tate, mi primera reacción fue: ‘¡Oh! ¡Seguro que son gente guapa!’”

 

Charles Manson

Watson, Linda, Patricia y Susan saltaron la verja de seguridad, llevando con ellos una bolsa con ropa de repuesto y sus cuchillos de doble filo. «Tex» llevaba el revólver de “La Familia”, una Buntline especial calibre.22, y 13 metros de cuerda blanca de nylon de triple trenzado, enrrollada en su hombro. Un automóvil Rambler blanco salía de la zona de la casa de huéspedes en ese preciso momento. Lo conducía Steven Parent. Condujo hasta el estacionamiento y se detuvo para empujar el botón que accionaba el portón electrónico. Parent se encontró entonces con una figura oscura que saltaba una y otra vez frente a los faros del coche, gritándole al conductor que parara. El extraño le gritó: «¡Alto!»

 

Charles Manson

Parent bajó la ventanilla para saber qué ocurría y entonces vio claramente a «Tex» Watson con el revólver en una mano y un cuchillo de caza en la otra. Le apuntaba con el arma. Parent, asustado, le rogó: «Por favor no me hagas daño. No voy a decir nada». Como respuesta, “Tex” Watson le lanzó una cuchillada. Parent levantó el brazo para protegerse la cara, sufriendo una herida en la palma de la mano, que terminó rompiendo los tendones. Watson metió el revólver por la ventanilla y le disparó cuatro veces en el pecho a Parent. Después, con la ayuda de las chicas, empujó el coche más arriba, sobre el camino de entrada.

 

Charles Manson

Después de atravesar el jardín del frente mientras buscaban una ventana abierta, “Tex” Watson quitó el marco con vidrio de una ventana. Le dijo a Linda Kasabian que se fuera a vigilar la puerta; ella se acercó al Rambler de Steven Parent y esperó allí. Nunca llegó a pisar la casa. Entonces, “Tex” Watson entró por la ventana y abrió la puerta del frente, para que Susan Atkins y Patricia Krenwinkel entrasen.

 

Charles Manson

Apenas entrar, vieron a Wojciech Frykowski tumbado en el sofá. Cuando Frykowski despertó, se encontró la pistola Buntline frente a su cara. Al preguntarle a aquellos intrusos qué querían, “Tex” Watson le contestó: “Soy el Diablo. Estoy aquí para hacer los negocios del Diablo. Entrégame tu dinero”. Susan Atkins encontró una toalla con la que ataron las manos de Frykowski. Después se paseó por la casa y observó en silencio a Abigail Folger leyendo sobre en su cama. Siguió andando a hurtadillas y se detuvo en el dintel de la habitación en la que Sharon Tate, embarazada de ocho meses, conversaba con Jay Sebring. Atkins volvió a donde estaba “Tex” Watson para informarle de lo que había visto y éste le ordenó que los capturara.

 

Charles Manson

“Sadie Mae” obedeció, con ayuda de Patricia Krenwinkel. Fue primero al cuarto de Abigail Folger, entró y ella le sonrió: pensó que se trataba de otra invitada. Pero cuando Atkins la amenazó, la sonrisa de Fologer se desvaneció. Luego fue a la recámara de Sharon Tate. A punta de pistola la condujo a ella y a Jay Sebring a la sala. Allí, “Tex” Watson les ordenó a los cuatro tumbarse boca abajo en el suelo. Sebring protestó y les pidió a los intrusos que consideraran el avanzado embarazo de Sharon. Ellos le permitieron sentarse.

 

Charles Manson

Sebring, que era ex soldado de la marina, aprovechó un descuido y trató de apoderarse del revólver. “Tex” Watson no se amilanó: le disparó a Sebring a quemarropa, atravesándole el torso con una bala que entró por una axila. Herido de muerte, Sebring se desplomó. Watson le pateó el rostro varias veces mientras agonizaba, rompiéndole la nariz y la cuenca del ojo.

 

Charles Manson

“Tex” Watson les exigió que le entregasen todo su dinero, pero sus víctimas se mostraron reacias a dárselo. Sólo Abigail Folger le entregó $70 dólares. Mientras Frykowski seguía atado en el sillón, Watson ató a las mujeres y al inconsciente Jay Sebring. Luego arrojó un extremo de la cuerda sobre la viga de madera que atravesaba el salón. Susan Atkins se colgó de ella. “Tex” le ordenó que matara a Frykowski. Cuando élla se disponía a agredirlo, él consiguió liberar sus manos y, cogiéndola por el cabello, la golpeó en la cabeza.

 


MÁS INFORMACIÓN EN INGLÉS


Uso de cookies.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies