• Gilberto Antonio Chamba Jaramillo

    Gilberto Chamba
    • Clasificación: Asesino en serie
    • Características: Violador - Necrofilia
    • Númeero de víctimas: 9
    • Fecha del crimen: 1988 - 1993 / 2004
    • Lugar: Varias, Ecuador, España
    • Estado: Condenado a 16 años de prisión en Ecuador en 1993. Puesto en libertad el 18 de octubre de 2000. Condenado a 45 años de prisión en España el 5 de diciembre de 2006
    +
  • Hawley Harvey Crippen

    Hawley Harvey Crippen
    • Clasificación: Asesino
    • Características: Envenenador - Parricida
    • Númeero de víctimas: 1
    • Fecha del crimen: 31 de enero de 1910
    • Lugar: Londres, Inglaterra, Gran Bretaña
    • Estado: Fue ejecutado en la horca en la prisión de Pentonville el 23 de noviembre de 1910
    +
  • John Reginald Christie

    John Reginald Christie
    • Clasificación: Asesino en serie
    • Características: Necrofilia
    • Númeero de víctimas: 8
    • Fecha del crimen: 1943 - 1953
    • Lugar: Londres, Inglaterra, Gran Bretaña
    • Estado: Ejecutado en la horca el 15 de julio de 1953
    +

Aileen Wuornos: juicios y prisión (IV)

 

Aileen Wuornos, de pie junto a su abogado Steve Glazer, durante uno de los juicios por asesinato.

Aileen Wuornos, de pie junto a su abogado Steve Glazer, durante uno de los juicios por asesinato.

 

Aileen Wuornos fue acusada de cometer seis asesinatos, los cuales tuvieron lugar en varias zonas de Florida entre 1989 y 1990.

Aileen Wuornos fue acusada de cometer seis asesinatos, los cuales tuvieron lugar en varias zonas de Florida entre 1989 y 1990.

 

Aileen Wuornos. El primer cuerpo sin vida, como le dijo la policía tras detenerla, fue hallado en diciembre de 1989 por dos hombres que buscaban chatarra vieja para vender.

El primer cuerpo sin vida, como le dijo la policía tras detenerla, fue hallado en diciembre de 1989 por dos hombres que buscaban chatarra vieja para vender.

 

Aileen Wuornos. Al parecer, a los dos hombres les llamó la atención una alfombra enrollada, que estiraron para comprobar si estaba todavía en buen estado, y en el interior apareció un cadáver.

Al parecer, a los dos hombres les llamó la atención una alfombra enrollada, que estiraron para comprobar si estaba todavía en buen estado, y en el interior apareció un cadáver.

 

El cuerpo fue identificado como Richard Mallory, un vendedor de productos de electrónica que había desaparecido el 1 de diciembre de 1989 después de recoger a Aileen Wuornos con su coche.

El cuerpo fue identificado como Richard Mallory, un vendedor de productos de electrónica que había desaparecido el 1 de diciembre de 1989 después de recoger a Aileen Wuornos con su coche.

 

Aileen Wuornos. El cadáver de Mallory estaba desnudo de cintura para arriba, y los bolsillos de sus pantalones habían sido sacados hacia el exterior, indicando que le habían robado.

El cadáver de Mallory estaba desnudo de cintura para arriba, y los bolsillos de sus pantalones habían sido sacados hacia el exterior, indicando que le habían robado.

 

Aileen Wuornos. Wuornos argumentó en su defensa que Richard Mallory se había comportado de una manera muy violenta durante su encuentro sexual, pero el tribunal no la creyó.

Wuornos argumentó en su defensa que Richard Mallory se había comportado de una manera muy violenta durante su encuentro sexual, pero el tribunal no la creyó.

 

Aileen Wuornos. El juez no permitió que el equipo legal de la acusada presentara pruebas de que Richard Mallory había sido condenado por intento de violación. La indignación de Wuornos se hizo manifiesta.

El juez no permitió que el equipo legal de la acusada presentara pruebas de que Richard Mallory había sido condenado por intento de violación. La indignación de Wuornos se hizo manifiesta.

 

Aileen Wuornos durante una de sus comparecencias ante la justicia.

Aileen Wuornos durante una de sus comparecencias ante la justicia.

 

Aileen Wuornos narra uno de los crímenes ante la justicia.

Aileen Wuornos narra uno de los crímenes ante la justicia.

 

Aileen Wuornos. Lo que ellos no sabían en ese momento es que este primer crimen había sido el más duro para ella.

Lo que ellos no sabían en ese momento es que este primer crimen había sido el más duro para ella.

 

Aileen Wuornos. ¡Cómo le había costado apretar el gatillo!

¡Cómo le había costado apretar el gatillo!

 

Aileen Wuornos. Más aún después del primer disparo, cuando el hombre, todavía vivo, le pedía ayuda chorreando sangre a borbotones por todo el vehículo.

Más aún después del primer disparo, cuando el hombre, todavía vivo, le pedía ayuda chorreando sangre a borbotones por todo el vehículo.

 

Aileen Wuornos. En ese momento había tenido miedo, a pesar de que sujetaba el arma con todas sus fuerzas apuntándole por si se le acercaba más de la cuenta.

En ese momento había tenido miedo, a pesar de que sujetaba el arma con todas sus fuerzas apuntándole por si se le acercaba más de la cuenta.

 

Aileen Wuornos. El tipo no hacía más que gritar, hasta el punto que le dio un poco de lástima y se planteó seriamente si ayudarle o dejarlo morir, pero pensó que él podía denunciarla y decidió dispararle.

El tipo no hacía más que gritar, hasta el punto que le dio un poco de lástima y se planteó seriamente si ayudarle o dejarlo morir, pero pensó que él podía denunciarla y decidió dispararle.

 

Aileen Wuornos argumentó que no le quedaba otra alternativa que el gatillo de su arma. Richard Mallory tenía que morir.

Aileen Wuornos argumentó que no le quedaba otra alternativa que el gatillo de su arma. Richard Mallory tenía que morir.

 

Aileen Wuornos disparó unas tres o cuatro veces. Nunca habría imaginado que un hombre tardase tanto en morir.

Aileen Wuornos disparó unas tres o cuatro veces. Nunca habría imaginado que un hombre tardase tanto en morir.

 

Aileen Wuornos. Después de eso, Wuornos envolvió el cuerpo de Richard Mallory con un trozo de alfombra y lo llevó en el mismo vehículo para abandonarle en un lugar donde creía que nadie le buscaría jamás: el vertedero.

Después de eso, Wuornos envolvió el cuerpo de Richard Mallory con un trozo de alfombra y lo llevó en el mismo vehículo para abandonarle en un lugar donde creía que nadie le buscaría jamás: el vertedero.

 


MÁS INFORMACIÓN EN INGLÉS


Uso de cookies.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies