María Guadalupe Muñoz Rodríguez

Atrás Nueva búsqueda
Maria-Guadalupe-Muñoz-Rodriguez-1-1
  • Clasificación: Asesina
  • Características: Mató a una mujer embarazada para robarle el bebé
  • Número de víctimas: 1 + 1
  • Periodo de actividad: 21 de agosto de 2014
  • Fecha de detención: 25 de agosto de 2014
  • Perfil de las víctimas: Nadia Catalina Arvizu Ávila, embarazada de ocho meses
  • Método de matar: Arma blanca (cuchillo)
  • Localización: Tepic, Nayarit, México
  • Estado: El Juzgado Mixto de Xalisco la condenó a 50 años de prisión por los delitos de homicidio calificado y aborto en 2015
Leer más

María Guadalupe Muñoz Rodríguez – Mujer mata a joven embarazada y le extrae con cuchillo el bebé

Excelsior.com.mx

27 de agosto de 2014

Con el propósito de robarle a su bebé, una mujer asesinó a otra embrazada, a quien le abrió con un cuchillo el vientre para extraer al pequeño de ocho meses de gestación.

El caso, por el que ya fue detenida María Guadalupe Muñoz Rodríguez, de 29 años, causó conmoción en la sociedad de Tepic, Nayarit, donde tuvieron lugar los hechos.

Según su propia confesión, Muñoz Rodríguez planeó el asesinato de Nadia Catalina Arvizu Ávila y el robo del bebé, porque meses antes engañó a su pareja sentimental diciéndole que estaba embarazada y el falso alumbramiento estaba próximo.

María Guadalupe Muñoz Rodríguez ya había sido detenida y fichada el 14 de octubre de 2007, por el delito de encubrimiento en el homicidio de un tío de ella, perpetrado por la pareja sentimental de la mujer. Salió libre bajo fianza

Para llevar a cabo su plan, el jueves 21 de agosto la homicida confesa abordó a su víctima en la escuela primaria Ramón Corona, ubicada en la colonia Santa Fe, en Tepic, donde la persuadió para llevarla a la colonia El Palomar, bajo la promesa de regalarle ropa para su bebé.

Al llegar a su vivienda, María Guadalupe golpeó a Nadia Catalina hasta dejarla inconsciente -y posiblemente ya sin vida en ese momento-, tomó un cuchillo de cocina, abrió el vientre de su víctima y extrajo al bebé.

Enseguida marcó al número de emergencias y posteriormente una ambulancia la trasladó a ella y al pequeño al Hospital General de Tepic, donde fingió ser la madre y dijo que había sufrido un aborto, pero cuando le notificaron que el bebé no tenía vida, huyó.

Juan Manuel Ramos Hernández, esposo de Nadia Catalina Arvizu Ávila, había interpuesto una denuncia en la Fiscalía de Nayarit y pedido a la ciudadanía lo ayudara a encontrar a su esposa.

Fue así como, con ayuda de un retrato hablado, la Fiscalía General del Estado (FGE) de Nayarit logró detener el lunes pasado a María Guadalupe Muñoz Rodríguez -de 29 años de edad, originaria de Zapopan, Jalisco-, en el municipio de Acaponeta, limítrofe entre Nayarit y Sinaloa, por lo que ahora deberá enfrentar cargos por homicidio calificado en agravio de dos personas.


Mujer asesina a embarazada y le extrae el bebé con un cuchillo

Proceso.com.mx

27 de agosto de 2014

María Guadalupe Muñoz Rodríguez, de 29 años, originaria de Zapopan, Jalisco fue detenida la mañana del lunes 25 en la zona limítrofe entre Nayarit y Sinaloa (Acaponeta) como presunta responsable del homicidio de Nadia Catalina Arvizu Ávila.

En su declaración ante el Ministerio Público, la mujer dijo que planeó el crimen con la intención de quedarse con el bebé, pues meses antes engañó a su pareja diciéndole que estaba embarazada y que el parto estaba muy cercano.

Incluso el mes pasado Muñoz Rodríguez anunció en su cuenta de Facebook que estaba embarazada y en mensajes que publicó en esa red social manifestaba estar feliz y emocionada por la llegada de su hijo.

El pasado jueves 21 los familiares de la víctima, Nadia Catalina, alertaron sobre su desaparición; sólo sabían que se había ido caminando con otra mujer, por lo que pidieron ayuda a las autoridades y difundieron su fotografía en los medios de comunicación.

Inicialmente las autoridades judiciales sospecharon del esposo de Nadia, pero éste afirmó que él y su pareja no tenían ningún problema y que incluso planeaban darle la bienvenida al bebé que esperaban.

Juan Manuel Ramos Hernández, esposo de Nadia, interpuso una denuncia en la Fiscalía de Nayarit y solicitó a la ciudadanía su ayuda para encontrar a su pareja.

La mujer permaneció desaparecida hasta que el lunes 25 su familia fue notificada que había sido encontrada sin vida y con el vientre destrozado.

El cuerpo fue encontrado en un domicilio en la calle Gorrión número 68-B de la colonia El Palomar, dio a conocer la Fiscalía del estado.

La detenida confesó ante las autoridades que el pasado jueves 21 abordó a Nadia en la escuela primaria Ramón Corona, en la colonia Santa Fe, donde con engaños la convenció de que fueran juntas a la colonia El Palomar para regalarle ropa de bebé.

Sin embargo, al llegar al lugar María Guadalupe comenzó a golpear a la mujer embarazada hasta que ésta perdió el conocimiento. Luego, tomó un cuchillo de cocina y le abrió el vientre para extraer al bebé.

Acto seguido, cerró la vivienda y dejó ahí a Nadia, llevando consigo al niño.

Posteriormente se comunicó al número de emergencias para solicitar una ambulancia, la cual la trasladó al Hospital General de Tepic.

Al llegar, dijo a los médicos que ella era la madre del bebé y que había sufrido un aborto.

Cuando le notificaron que el niño había fallecido por complicaciones, María Guadalupe huyó del lugar.

Según las investigaciones, una trabajadora social fue tras ella pero no pudo darle alcance.

Tres días después de haber cometido el crimen y gracias a un retrato hablado elaborado por Servicios Periciales de la Fiscalía de Nayarit, la mujer fue localizada por el Cuerpo Élite de Seguridad en el municipio de Acaponeta.

La presunta asesina ahora enfrenta cargos por homicidio calificado en agravio de dos personas.

Muñoz Rodríguez ya había sido detenida y fichada el 14 de octubre de 2007 por el delito de encubrimiento en el homicidio de uno de sus tíos. Sin embargo, en esa ocasión salió libre bajo fianza.


Presentan a mujer que asesinó a embarazada y le robó a bebé

Eldiariodecoahuila.com.mx

29 de agosto de 2014

La Fiscalía General del Estado (FGE) presentó a una mujer identificada como María Guadalupe Muñoz Rodríguez, homicida confesa de Nadia Catalina Arvizu Ávila, la mujer embarazada que tenía casi nueve meses de gestación que fue reportada como desaparecida el jueves 21 de agosto.

Muñoz Rodríguez, de 29 años de edad, originaria de Zapopan, Jalisco y vecina de Tepic, fue detenida a bordo de un autobús, la mañana del lunes en el municipio de Acaponeta, la zona limítrofe de Nayarit y el estado de Sinaloa, tras un cerco de seguridad implementado para su búsqueda y localización.

Sobre los hechos se informó que la hoy detenida, el pasado jueves 21 de agosto interceptó a su víctima en la escuela primaria Ramón Corona ubicada en la colonia Santa Fe, donde se llevó a cabo una reunión de padres de familia, ya que la presunta homicida ahí tiene a sus dos hijos, de cuatro y ocho años de edad.

En ese lugar, la hoy detenida entabló una conversión con Nadia Catalina sobre cuánto tiempo tenía de embarazo y preguntándole qué sería, contestándole ésta que niña, fue cuando la presunta homicida le dijo que le regalaría ropita para su bebé próxima a nacer, y al parecer con engaños la llevó a su domicilio,

Al llegar a la vivienda marcada con el número 68-B de la colonia El Palomar, María Guadalupe Muñoz comenzó a golpear a Nadia Catalina hasta que perdió el conocimiento, y es en ese momento que tomó un cuchillo de cocina para abrirle el vientre y extraer al bebé. Luego cerró la vivienda y salió a la calle.

Huye del hospital

Posteriormente María Guadalupe marcó al número de Emergencias para solicitar una ambulancia, la cual la trasladó al Hospital General de Tepic, donde al llegar fingió ser la madre del bebé y argumentó haber sufrido un aborto, pero cuando le notificaron que la pequeña había perdido la vida, huyó del lugar.

El cuerpo de Nadia Catalina Arvizu fue localizado la madrugada del lunes, luego que vecinos del lugar, alertaron a las autoridades que del interior del domicilio antes mencionado, salían olores fétidos, por lo que al inspeccionar dentro de una habitación, la encontraron ya en estado de descomposición, con huellas de haber sido brutalmente golpeada y con varias heridas cortantes en la parte del abdomen «vientre bajo».

Los vecinos indicaron que esa vivienda, desde hace aproximadamente tres meses, era rentada por una mujer, de complexión robusta, 1.60 metros de estatura aproximadamente, de tez morena, a la que conocían como «Lupita», misma que posteriormente fue identificada como María Guadalupe Muñoz Rodríguez.

Gracias a un retrato hablado -elaborado por el personal de la Fiscalía-, la policía logró conocer que la principal sospechosa era la misma mujer que huyó del hospital y así pudieron ubicarla en el municipio de Acaponeta, cuando pretendía huir del estado, tres días después de haber cometido el homicidio.

Lo había planeado

En sus primeras declaraciones, Muñoz Rodríguez relató que fue hace poco que planeó privar de la vida a Nadia Catalina con la intención de robarle a la bebé, ya que meses antes le había comentado a su actual pareja sentimental y sus familiares, que se encontraba embarazada y el periodo de parto «estaba cerca».

Dijo que todo comenzó hace varios meses, cuando tras un retraso en su periodo menstrual, pensó que estaba embarazada, pero al mes siguiente le llegó su periodo menstrual, y como ya le había comentado a su pareja y sus familiares que se encontraba encinta, se obsesionó con la idea de tener un bebé.

Dijo que al pasar del tiempo continuó con su mentira y «no supo cómo salir de ella», pero cuando estaba a punto de confesarle a sus familiares que el embarazo era ficticio, se encontró con la hoy occisa en la escuela a donde sus hijos asistían y fue ahí que se le ocurrió asesinarla y pasar el bebé como suyo.

Fue así que con engaños llevó a la víctima a su domicilio y la golpeó hasta que cayó inconsciente al suelo. Relató que cuando le abrió el estómago para extraer a la bebé, Nadia Catalina comenzó a reaccionar, y que entonces le dio miedo, pero como ya la había herido «no pudo parar» y continuó sacándolo. Pero las cosas no resultaron como ella quería, ya que cuando finalmente logró extraer a la bebé, ésta no respiraba.

Se dice arrepentida

Muñoz Rodríguez dice sentir culpa y arrepentimiento por el crimen que cometió por la obsesión de tener un bebé en sus brazos; dijo que si pudiera regresar el tiempo, lo haría, aunque sabe que esto no es posible.

Cabe destacar que Muñoz Rodríguez, cuenta con una ficha signalética con fecha del 14 de octubre del año 2007, por el delito de encubrimiento por homicidio, en agravio de su tío Manuel Rodríguez Celis.

Sobre este caso, se conoce que la hoy detenida fue procesada junto a su entonces pareja sentimental Isidro Rodríguez Flores alias «El París», quien actualmente purga una condena por el homicidio del tío de ésta en el Cereso de Tepic, Venustiano Carranza. María Guadalupe Muñoz había salido libre bajo fianza luego de que Isidro Rodríguez declaró que él había sido el responsable de dar muerte al tío de ésta.


Radiografía de María Guadalupe, la mujer que nos hizo llorar

Óscar Verdín Camacho / Relatos Nayarit – Nayaritenlinea.mx

29 de octubre de 2014

Durante su infancia, María Guadalupe Muñoz Rodríguez padeció violencia familiar y psicológica; en la adolescencia arribó a Tepic con su familia, puesto que nació en Zapopan, Jalisco.

Tenía 18 años de edad cuando nació el primero de sus tres hijos, que actualmente cuentan con 11, ocho y seis años, respectivamente. Cada uno tiene un padre biológico diferente.

La propia María Guadalupe ha contado que consumió drogas, en especial metanfetaminas, pero que sólo lo hizo por unos meses, aunque gusta de beber cerveza.

Separados sus padres desde hace años, mantiene un mayor acercamiento con su papá y en menor grado con su mamá. Con ésta vive una hermana de María Guadalupe que padece una discapacidad.

Lo anterior son algunos datos que arrojan lo que podría ser una radiografía de María Guadalupe Muñoz, la mujer que sacudió a todos cuando el pasado 21 de agosto dio muerte a una mujer embarazada con el fin de quedarse con su bebé, que también murió.

¿Qué hay atrás, realmente qué arrastra cuando afirma que sólo quería al bebé para mostrarlo como suyo a su esposo?, a sabiendas de que ya no puede tener hijos debido a una operación.

En esta, su radiografía, se reafirma el origen de una familia disfuncional, así como una baja capacidad para controlar sus impulsos y baja, también, la tolerancia a la frustración.

Muñoz Rodríguez ha sido descrita con un egocentrismo medio, en tanto que es alta la indiferencia afectiva y la labilidad, el mostrarse inestable en su estado de ánimo.

Otra característica es el uso frecuente de la justificación como mecanismo de defensa por sus actos.

Entre noviembre del 2007 y marzo del 2009 estuvo recluida en la penal de Tepic, donde aprendió a realizar trabajos de artesanías. Su actual pareja, de oficio chofer de tráiler y a quien conoció en prisión, registró a los dos niños mayores, en tanto que el más pequeño lo registró el papá de ella.

María Guadalupe ha contado que en años pasados trabajó en un negocio familiar, elaborando colchones, pero que después sólo cumplía tareas en el hogar. Su esposo le ofrecía entre mil y mil 500 pesos por semana para gastos de la casa, además de que pagaban otros mil 500 de renta.

La mujer enfrenta una acusación por los delitos de homicidio calificado y aborto, por los que cuenta con un auto de formal prisión dictado por el Juzgado Mixto de Xalisco.

Muñoz Rodríguez mide un metro con 64 centímetros, pesa 90 kilos y el próximo 13 de noviembre cumplirá 30 años.


Recibe 50 años de prisión mujer que mató a embarazada

Debate.com.mx

20 de abril de 2015

El Juez dictó 50 años de prisión a María Guadalupe Muñoz Rodríguez, quien el pasado 21 de agosto de 2014, asesinara a una mujer embarazada con la intención de extraer de su vientre al pequeño de ocho meses de gestación.

Según su propia confesión Muñoz Rodríguez planeó el asesinato de Nadia Catalina Arvizu Ávila y el robo de su bebé, tras engañar a su pareja sentimental, diciéndole que se encontraba embarazada.

La homicida confesa, abordó a su víctima a las afueras de una escuela primaria, convenciéndola de acudir a su domicilio con la promesa de regalarle ropa para el bebé; al llegar al domicilio ubicado en la colonia El Palomar de Tepic, ésta golpeó a la mujer hasta dejarla inconsciente.

Ya en el piso, la detenida tomó un cuchillo de cocina, abrió el vientre de su víctima y extrajo al bebé, posteriormente aviso a emergencias que había sufrido un aborto, por lo que fue trasladada de inmediato al Hospital General de Tepic, sin embargo el bebé llegó sin vida.

María Guadalupe Muñoz Rodríguez -de 29 años de edad, originaria de Zapopan, Jalisco-, fue detenida en el municipio de Acaponeta, mientras intentaba huir.

El Juez Mixto de primera instancia de Xalisco, dictó sentencia definitiva de 50 años de prisión a Muñoz Rodríguez, por los delitos de Homicidio Calificado y Aborto, relacionada al expediente 189/14.


Critica juez a Sala Penal e impone 50 años a mujer homicida

Óscar Verdín Camacho – Relatosnayarit.com

23 de abril de 2015

Juzgado de Xalisco sorprende y así se lee: «si el Tribunal de Segunda Instancia hubiese confirmado la resolución definitiva de la juez Segundo de Primera Instancia del Ramo Penal de Tepic, Nayarit, dicha acusada aún estuviera en prisión»…

En una sentencia condenatoria que dicta un juez, existe un apartado de «individualización judicial de la sanción» donde se analizan las características del sujeto involucrado, que pueden ir desde la edad en que cometió el delito, su trabajo, salario, si profesa religión, grado de escolaridad, si pertenece a algún grupo indígena, entre varios más.

Lo anterior permite decidir al juzgador, según su consideración, el grado de peligrosidad que representa un sentenciado. Así entonces, es probable que dos o más personas involucradas en el mismo delito reciban penalidades distintas, en consideración a esa «individualización» o las acciones de cada cual.

María Guadalupe Muñoz Rodríguez ha sido condenada a 50 años de prisión por el bárbaro homicidio de la joven Nadia Catalina Arvizu Ávila, registrado en agosto del 2014 en Tepic, pretendiendo quedarse con la bebé que estaba a punto de dar a luz y que tampoco sobrevivió.

Durante el análisis de individualización ya citado, el Juzgado Mixto de Xalisco describió el engaño utilizado por María Guadalupe para convencer a Nadia de que la acompañara a su casa y, ya adentro, arremeter contra la joven y sin peligro para la hoy detenida.

El juzgado hizo referencia a los 29 años de María Guadalupe, «lo que la hacen ser una persona adulta con discernimiento sobre la conducta antisocial cometida». Añadió que cursó «solamente la secundaria, se dedica a las labores del hogar, sin ingreso económico», pero que recibía unos mil 300 pesos semanales de su esposo.

Más: que tiene tres hijos, «es poca afecta a bebidas embriagantes, pero sí consume drogas ocasionalmente, tiene tatuajes en su cuerpo, lo que la hacen ser una persona emocionalmente inestable, su ilustración es buena ya que es originaria de Zapopan, Jalisco, y vive en Tepic, Nayarit, con domicilio en calle Gorrión número 64, colonia El Palomar, lugar en donde cometió los ilícitos que se le imputan»…

Según el análisis del organismo judicial, una de sus condiciones personales «es el hecho de que profesa la religión católica, lo que indudablemente demuestra que cuenta con ciertos principios morales»…

Reniega de Sala Penal

En el año 2007, María Guadalupe Muñoz Rodríguez fue llevada a juicio como presunta responsable de los delitos de encubrimiento -de homicidio- y robo calificado. En septiembre del 2008, un juzgado la condenó a una pena de siete años más seis meses de prisión.

Para el mes de marzo del 2009, magistrados de la Sala Penal del Tribunal Superior de Justicia redujeron la sentencia a un año, por delitos de robo simple y encubrimiento.

María Guadalupe fue dejada en libertad porque ya había cumplido la condena.

Pero es de llamar la atención que la reciente sentencia en Xalisco, reclamó aquel fallo judicial. Así se lee: «…pero lamentablemente el Tribunal de Segunda Instancia y especialmente la honorable Sala Penal con fecha cuatro de marzo del año dos mil nueve, dentro de los autos del toca penal número 1057/2008 a virtud del recurso de apelación interpuesto por la acusada María Guadalupe Muñoz Rodríguez, modificó la sentencia de primera instancia»…

Más adelante, en la condena de 50 años se volvió a renegar de la Sala Penal y hasta parece que se le achaca responsabilidad por lo sucedido en agosto pasado: «…misma acusada que tan sólo dejó transcurrir cuatro años y al efecto volvió a cometer los presentes eventos delictivos por los cuales la acusa el fiscal de la adscripción, ahora por homicidio calificado y por el delito de aborto cometido en agravio de Nadia Catalina Arvizu Ávila, quien en plena flor de su juventud se encontraba embarazada con nueve meses, pronta a dar a luz pero fue truncada su felicidad y su vida por la mente criminal de la hoy acusada que en todo caso si el Tribunal de Segunda Instancia hubiese confirmado la resolución definitiva de la juez Segundo de Primera Instancia del Ramo Penal de Tepic, Nayarit, dicha acusada aún estuviera en prisión y no hubiese cometido los delitos que hoy se le imputan»…

«Peligrosidad máxima»

Para el Juzgado Mixto de Xalisco, María Guadalupe «representa un grado de peligrosidad para la sociedad y el Estado máxima»…, añadiendo que también se da un caso de concurso ideal de delitos «porque en un solo acto se violaron varias disposiciones penales»…

Y así, con las citadas argumentaciones, el juez mixto Braulio Meza Ahumada concluyó: «estimo justo condenar a la acusada María Guadalupe Muñoz Rodríguez a sufrir una sanción restrictiva de su libertad personal de cincuenta años de prisión».

 


VÍDEO: ENTREVISTA A MARÍA GUADALUPE MUÑOZ RODRÍGUEZ


 

Uso de cookies.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR