Juan Carlos Galdón López

Atrás Nueva búsqueda
Juan Carlos Galdón
  • Clasificación: Asesino
  • Características: Maltratador - Mató a tiros al hijo de su novia y la hirió a ella
  • Número de víctimas: 1
  • Periodo de actividad: 12 de mayo de 2006
  • Fecha de detención: Dos días después
  • Fecha de nacimiento: 1970
  • Perfil de las víctimas: Óscar, de 7 años, hijo de su ex pareja
  • Método de matar: Arma de fuego
  • Localización: Albacete, España
  • Estado: Condenado a 39 años de prisión el 12 de marzo de 2008
Leer más

Juan Carlos Galdón – Un hombre mata a tiros en Albacete al hijo de siete años de su compañera

Agustin Vico / Rebeca Llorente – El País

13 de mayo de 2006

Juan Carlos Galdón, un exvigilante de seguridad con licencia para portar armas, mató el jueves de madrugada en Albacete al hijo de su compañera sentimental, un niño de siete años. Tras una discusión, la mujer y el niño abandonaron el piso en el que vivían.

Carabina en mano, el presunto homicida les persiguió por las escaleras del edificio. Disparó siete veces. Tres balas alcanzaron al menor, una en la cabeza. Las otras cuatro hirieron a la madre que fue ingresada en estado grave, pero su vida no corría ayer peligro. La policía busca al agresor que escapó en su coche.

«Ayudadme, ayudadme, por favor, que me quiere matar; este hijo de puta ha matado a mi hijo», gritó Julia N. R., de 28 años, en la madrugada de ayer, cuando intentaba huir por las escaleras del edificio de su casa de su compañero sentimental, Juan Carlos Galdón López, de 35. Éste acababa de disparar siete veces a ella y a su hijo Óscar, de siete años.

Los tres residían en el sexto piso del número 8 de la calle Palencia, en Albacete. Ayer de madrugada, sobre la 1:25 y tras una discusión, la mujer salió corriendo de la vivienda con su hijo. Galdón fue tras ellos con una carabina del calibre 22.

Entre las plantas quinta y sexta les alcanzó con siete disparos, según fuentes policiales. El menor, de siete años, recibió tres tiros, uno de ellos en la cabeza, que lo mató en el acto. Los otros cuatro proyectiles alcanzaron a la madre.

Unos vecinos del quinto piso, alarmados por los gritos de la mujer y los disparos, llamaron a la policía y a una ambulancia y refugiaron a las víctimas en su casa.

Tras el crimen, el agresor huyó en su propio vehículo, un Suzuki Vitara de color granate. Cuando llegaron los servicios sanitarios, el niño ya había fallecido. A la madre la trasladaron al Complejo Hospitalario de Albacete.

Ingresó en la Unidad de Cuidados Críticos, donde permanece en estado grave, aunque su vida no corre peligro. Juan Carlos Galdón está en busca y captura. La Guardia Civil y la policía han montado un dispositivo especial para intentar detenerlo.

Julia había denunciado hace dos años a Galdón por amenazas. En 2004 se celebró el juicio. Los jueces lo condenaron y le impusieron una orden de alejamiento de seis meses. Pero, tiempo después, reanudaron su relación. Según una amiga íntima de la mujer herida, las discusiones entre ellos eran frecuentes.

Esta joven, que no ha querido identificarse por miedo, relata que el agresor «pegaba habitualmente» a Julia y «la levantaba a las siete de la mañana para que le hiciera la comida a él y a sus amigos cuando volvía borracho de fiesta».

Desde 2004, Julia N. no había pedido amparo por violencia doméstica en ningún juzgado de Albacete, según el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha.

No era la primera vez que Galdón recibía una denuncia. Su primera mujer, con la que tiene dos hijos, ya lo había denunciado por malos tratos y había sido protegida con una orden de alejamiento.

Con Óscar, ya son tres los niños muertos a lo largo de 2006 por violencia doméstica y familiar, según datos del Observatorio para la Violencia de Género del Consejo General del Poder Judicial. El entierro del pequeño será hoy a las 12:30 en la iglesia del Buen Pastor.

Disparando a las farolas

Juan Carlos Galdón es el cuarto de cinco hermanos. Según su padre, Pablo Galdón, de 63 años, su hijo «tiene graves problemas con las drogas desde hace dos años y se ha convertido en una persona muy agresiva». Y asegura que no tiene apenas relación con la familia. «Lo que ha hecho no tiene perdón», se lamentaba.

El padre y la pareja de éste, narran que, según sus noticias, en los últimos tiempos Juan Carlos Galdón había trabajado en una empresa de goma y caucho, en una cristalería y también de vigilante jurado en una discoteca. Creen que en la actualidad estaba en paro. La compañera sentimental del padre asegura que la relación que mantenía Juan Carlos con Julia era «muy conflictiva».

«No me explico que volviera con él después de la mala vida que le ha dado», indica esta mujer, que prefiere no dar su nombre. Reitera que «es un hombre violento y follonero». «Nos ha hecho la vida imposible a todos y la policía no ha hecho nada», se queja. Relata que en una ocasión lo vieron «disparando a las farolas».

El delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha explicó ayer que las fuerzas de seguridad han extremado las medidas de protección de la exesposa del presunto homicida, que se encontraba incluida en un programa de protección. El presidente de la comunidad autónoma, José María Barreda, anunció ayer que el Gobierno autonómico se personará como acusación particular en el juicio que se siga contra Galdón.


Un maltratador que recuperó sus armas y mantuvo la licencia

Charo Nogueira – El País

13 de mayo de 2006

Juan Carlos Galdón López, el hombre que presuntamente mató a tiros al hijo de su novia y la hirió a ella la madrugada del viernes en Albacete, tiene una trayectoria dilatada como maltratador. Fue condenado por violencia doméstica contra su primera esposa y, en abril de 2004, por amenazas a su novia actual, Julia N.R.

Por esto último se le retiraron las armas -al parecer durante seis meses-, aunque mantuvo la licencia para portarlas. Cuando se extinguió la condena, recuperó las armas, según detalló una fuente del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha. «El hombre siempre mantuvo el permiso de armas legalmente», concretó. El niño y la mujer recibieron los tiros de una carabina.

Según la información que facilitó ayer el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha a través de un comunicado, la primera esposa de Galdón le denunció «en retiradas ocasiones» por violencia doméstica.

Esta mujer obtuvo una orden de protección respecto a su marido (el tribunal no precisa en qué fecha, pero esta nueva herramienta de protección inmediata comenzó a funcionar en agosto de 2003). También se obligó al hombre a alejarse de su esposa.

La siguiente denuncia contra él por violencia doméstica llegó en 2004. Fue la de su nueva compañera, Julia N. R, la mujer ahora herida y madre del niño muerto a tiros. Se celebró un juicio de faltas. Concluyó con una sentencia firme, en abril de ese año. Se condenó al hombre a mantenerse alejado de su novia durante seis meses. Se le impuso una multa de 10 euros diarios durante 20 días por dos faltas de amenazas (la pena máxima solicitada por el fiscal) y se ordenó a la policía que se le retiraran las armas, que recuperó posteriormente, según la citada fuente del tribunal superior.

«Por tratarse de un juicio de faltas anterior a la entrada en vigor de la Ley Integral contra la Violencia de Género, Galdón carecía de antecedentes penales», aclaró en su comunicado el tribunal superior Julia N.R no volvió a denunciar. De ahí que, según la presidenta del Observatorio de Violencia Doméstica del Poder Judicial, Montserrat Comas, «no ha habido pasividad judicial». Lamentó este caso y el apuñalamiento de un hombre por su mujer, también ayer, en una localidad toledana.


Detenido en Albacete el presunto asesino de un niño de siete años

Agustin Vico – El País

15 de mayo de 2006

Había pintado mensajes pidiendo perdón en las paredes de la casa donde se refugió.

La policía detuvo ayer en Albacete a Juan Carlos Galdón López, presunto asesino de un niño de siete años, hijo de su compañera sentimental, quien resultó gravemente herida.

Huido desde la madrugada del pasado viernes, fue localizado en un chalet situado a cuatro kilómetros de la capital. En las paredes de la casa donde se refugió había escrito mensajes en los que pedía perdón a su madre, según relató la propietaria de la vivienda.

Poco después del mediodía, la policía detuvo al presunto autor de la muerte del menor de siete años y de las heridas graves provocadas a Julia N. R., en la madrugada del pasado viernes. El agresor, que previsiblemente comparecerá mañana ante el juez, no puso resistencia tras ser localizado en el paraje de Osuna, en una parcela del Camino Casa Juárez.

Allí fue encontrado el vehículo en el que se dio a la fuga. La policía solicitó un mandamiento judicial para poder acceder a la parcela vallada y negoció la salida del presunto asesino, según explicaron fuentes de la subdelegación de Gobierno de Albacete.

Durante toda la mañana, las fuerzas de seguridad prepararon el dispositivo de acordonamiento. La policía rodeó la vivienda en previsión de que intentara huir. Igualmente, encontró el arma de calibre 22 con una bala en la recámara que portaba en el momento de la huida.

Tras la detención, se ha levantado el servicio de protección a la compañera sentimental, que se encuentra ingresada en el hospital Universitario de Albacete, y a su exmujer.

Josefa, la propietaria de la parcela, se encontraba en el balneario de Reolid (Albacete) cuando se enteró, al ver en televisión su casa, de que el presunto autor del crimen había estado escondido en su vivienda durante casi tres días, en el paraje de Osuna, en una parcela del Camino Casa Juárez, a escasos cuatro kilómetros de Albacete capital.

Al llegar ayer por la tarde, los dueños del chalet vieron que el presunto asesino -al que conocían desde hacía años, ya que era amigo de sus hijos, con los que había compartido tardes de barbacoa- había forzado la puerta de la valla y la entrada trasera de la casa para refugiarse. «Ha aprovechado que sabía que no había nadie para venir», explicaba Josefa. Añadió que el fugado había revuelto la casa y escrito mensajes en las paredes en los que le pedía perdón a su madre.

Antonio Fernández, propietario de la parcela aledaña, aseguró que ya en la madrugada del viernes había visto luz en la casa, pero pensó que había llegado uno de los hijos de la propietaria, por lo que no llamó a la vivienda.

Paco Serrano, un vecino de la zona, contó: «He visto sólo los coches de la policía, sobre las doce o doce y media, y cómo lo metían en uno de ellos y se lo llevaban. Y su coche, que se lo ha llevado la policía».

Otra vecina, Anita Carrasco Martínez, relataba que a algunos vecinos que se asomaban ayer al ver el despliegue policial, las fuerzas de seguridad les ordenaron que guardaran silencio y se refugiaran en sus casas, porque iban a detener a una persona peligrosa. «Hace dos o tres días que está ahí el coche, tuvo que venir de noche. Pero nosotros no sabíamos de quién era. Y a él no le conozco, pero a los dueños de la casa sí», dijo uno de los vecinos.

La misma versión daba Adoración Carrasco, quien relataba, bastante alarmada, que el fugado «ha estado ahí durmiendo con nosotros, y no nos hemos enterado».


La juez decreta prisión sin fianza para el hombre que mató a tiros al hijo de su novia

Elmundo.es

16 de mayo de 2006

La juez titular del Juzgado número 3 de Albacete ha ordenado el ingreso en prisión, preventiva y sin fianza, del hombre que mató a tiros en Albacete a un niño de siete años, hijo de su novia, e hirió de gravedad a ésta. Juan Carlos Galdón López ha reconocido que, en el momento de cometer el doble crimen, estaba bajo efectos del alcohol y las drogas.

El presunto asesino del hijo de su compañera sentimental, que fue detenido el pasado domingo, 48 horas después de los hechos, llegó a los Juzgados bajo la custodia de los agentes del Cuerpo Nacional de Policía y entró tratando de ocultar su rostro con los brazos.

Pese a los intentos de algún periodista, el acusado, vestido con camisa azul claro y pantalones vaqueros, no quiso hacer ningún comentario.

A su salida de la Comisaría, antes de entrar en el furgón que le conduciría al Juzgado, el presunto asesino fue increpado por un grupo de personas y en el Juzgado entró directamente por el garaje, desde donde fue trasladado ante la titular del Juzgado número 3.

El fiscal especializado en violencia de género del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha, Emilio Fernández, pidió prisión por dos delitos de asesinato, uno consumado y otro en grado de tentativa, para Juan Carlos Galdón López.

Asesino confeso

La abogada de oficio asignada al detenido, María Cortes Bermúdez, aseguró, que éste, durante la declaración que prestó durante algo más de una hora ante la juez titular de violencia de género del Juzgado de Instrucción Número 3, Estrella Pardo, mantuvo la declaración realizada a la Policía, y reconoció los hechos aunque se mostró arrepentido y pidió perdón a la familia porque «no era su intención causar hechos tan graves».

Además, según la abogada, el detenido alegó que estaba bajo los efectos de estupefacientes y bebidas alcohólicas, pendiente de entrar en la Casa del Alfarero, un centro de rehabilitación de Albacete, por su problema de drogadicción.

La titular del Juzgado número 3 de Albacete que atiende casos de violencia doméstica, Estrella Pardo, ordenó su ingreso en prisión, preventiva y sin fianza. Le imputa un delito de asesinato al matar con una escopeta al niño y otro en grado de tentativa.

A tiros en la escalera

El suceso tuvo lugar el viernes sobre la 1.25 horas en la calle de Palencia, número 8 de Albacete, tras una discusión de la pareja. La mujer salió de la vivienda con su hijo y en la escalera del inmueble Juan Carlos Galdón López, de 35 años, efectuó hasta siete disparos, impactando cuatro de éstos en la mujer y tres en el menor, uno de ellos en la cabeza, causándole la muerte instantánea.

Su madre, Julia N.R., de 28 años, fue trasladada al Hospital General Universitario de Albacete con pronóstico grave, si bien evoluciona favorablemente, por lo que ha sido trasladada a planta desde la Unidad de Reanimación.

Según el parte médico facilitado por el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), Julia evoluciona favorablemente y no presenta signos de complicaciones pleuro-pulmonar ni traumatológica y ha sido trasladada a planta de hospitalización por recomendación facultativa, aunque sigue recibiendo asistencia psicológica.

Tras cometer el doble crimen, el agresor, que cuenta con numerosos antecedentes, huyó en su propio vehículo, un Suzuki Vitara de color granate con matrícula 5596-CFZ, y armado con una carabina.

La exesposa del detenido, al que había denunciado en reiteradas ocasiones por episodios de malos tratos, contaba con una orden de protección cuando su exesposo disparó a su actual compañera sentimental y al hijo de ésta.

Además, había sido condenado en un juicio de faltas en 2004 tras ser denunciado por Julia N.R., su compañera sentimental y madre del niño al que ha matado, y tuvo prohibido acercarse a ella durante seis meses, aunque posteriormente ella acabó volviendo con él.


Condenado a 39 años de prisión el hombre que mató de varios disparos al hijo de su expareja en Albacete

Europa Press

13 de marzo de 2008

La sección segunda de la Audiencia Provincial de Albacete ha condenado a Juan Carlos Galdón López a un total de 39 años de prisión como autor de varios delitos, entre ellos el asesinato del hijo de 7 años de su expareja, Julia N.R., en mayo de 2006, en Albacete.

La sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, condena a Juan Carlos a 20 años de prisión como autor de un delito de asesinato consumado, a 15 años de prisión como autor de un delito de asesinato intentado y a un año de prisión por un delito de allanamiento de morada.

También lo condena a tres años de prisión por un delito de maltrato habitual, la privación del derecho a tener armas durante cuatro años y la prohibición de comunicarse durante 23 años «por cualquier medio, directo o indirecto a través de terceros, incluso visual», con Julia N.R. «ni a acercarse a ella en un radio de 200 metros».

Se le absuelve, sin embargo, del delito de tenencia ilícita de armas y de amenazas distintas al maltrato y deberá indemnizar a Julia N.R. en 120.000 euros por la pérdida de su hijo, en 2.430 euros por lesiones, en 4.000 euros por secuelas físicas y en 20.000 euros por secuelas psíquicas. El condenado deberá indemnizar también al padre del niño, P.A.G., en 60.000 euros por la pérdida de su hijo y al SESCAM en 5.655,90 euros.

Los hechos ocurrieron en mayo de 2006, cuando Juan Carlos Galdón, entonces de 35 años, un exvigilante de seguridad con licencia para portar armas, mató en Albacete al hijo de su compañera sentimental, Julia N.R., de 28, un niño de siete años. Tras una discusión, la mujer y el niño abandonaron el piso en el que vivían.

Pistola en mano, el presunto homicida les persiguió por las escaleras del edificio, disparando siete veces. Tres balas alcanzaron al menor, una en la cabeza. Las otras cuatro hirieron a la madre que fue ingresada en estado grave, aunque su vida no corría peligro.

Julia N.R. había denunciado hacía dos años a Galdón por amenazas. En 2004 se celebró el juicio. Los jueces lo condenaron y le impusieron una orden de alejamiento de seis meses. Pero, tiempo después, reanudaron su relación, que acabó con este fatal desenlace.

Uso de cookies.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR